Add Page level

martes, 5 de julio de 2016

¿Te despiertas en el medio de la noche? ¡Aquí están las razones!

¡A estar atentas!
Dormir bien es necesario para que el cuerpo se mantenga en buen estado. El problema surge cuando conciliar el sueño se convierte casi en una utopía.
¿Quieres saber por qué el sueño está cada vez más lejos de ti? Entonces, sigue leyendo.

Te dan ganas de ir al baño


Tener la vejiga muy llena puede ser una señal temprana de diabetes de tipo I o tipo II debido a que el organismo trata de deshacerse del exceso de azúcar por medio de la orina. También puede deberse a tumores benignos en la pared del útero que aplastan la vejiga cuando se agrandan o por la cistitis.

Tienes tos


Esto puede deberse a que tienes alergias que producen asma nocturno, lo que a su vez te provoca la tos. La solución es desterrar todos los posibles alérgenos que pueden estar provocándola como los ácaros o el aire acondicionado.

Te sientes mareada



Despertarse con mareos puede deberse a que estás sufriendo de vértigo posicional benigno. Esto ocurre cuando algunos fragmentos microscópicos se desprenden de la mucosa del oído interno como resultado de una infección y entran en el líquido del oído medio.
¡No debes preocuparte! Esto se soluciona durmiendo boca arriba con la cabeza sobre dos 
almohadas.
insomonio
¡A estar atentas!
Dormir bien es necesario para que el cuerpo se mantenga en buen estado. El problema surge cuando conciliar el sueño se convierte casi en una utopía.
¿Quieres saber por qué el sueño está cada vez más lejos de ti? Entonces, sigue leyendo.
ADVERTISEMENT

Te dan ganas de ir al baño

Tener la vejiga muy llena puede ser una señal temprana de diabetes de tipo I o tipo II debido a que el organismo trata de deshacerse del exceso de azúcar por medio de la orina. También puede deberse a tumores benignos en la pared del útero que aplastan la vejiga cuando se agrandan o por la cistitis.

Tienes tos

Esto puede deberse a que tienes alergias que producen asma nocturno, lo que a su vez te provoca la tos. La solución es desterrar todos los posibles alérgenos que pueden estar provocándola como los ácaros o el aire acondicionado.

Te sientes mareada

Despertarse con mareos puede deberse a que estás sufriendo de vértigo posicional benigno. Esto ocurre cuando algunos fragmentos microscópicos se desprenden de la mucosa del oído interno como resultado de una infección y entran en el líquido del oído medio.
¡No debes preocuparte! Esto se soluciona durmiendo boca arriba con la cabeza sobre dos almohadas.

Dolor de espalda


Esto ocurre si tienes la costumbre de dormir con dos o más almohadas. Este hábito puede ocasionar tensión en la espalda baja, lo cual hace que te despiertes en la mitad de la noche.

Sudas demasiado


Despertar durante la noche con sudor es un clásico signo de la menopausia, pero también puede deberse al consumo excesivo de alcohol o a la ingesta de antidepresivos.
Ten en cuenta que si esto sucede varias veces a la semana, deberás consultar con tu médico lo antes que puedas.

Te duele la cabeza


Puede ser que te hayas ido a dormir con dolor de cabeza y no hayas tomado ninguna clase de analgésico; entonces, el dolor termina por despertarte.
Pero también esto puede deberse a migrañas e inclusive a la deshidratación.

Te duelen las piernas


¡Eso sí que es molesto! Despertarse en el medio de la noche con calambres en las pantorrillas, en los muslos o en los pies ¡es horrible! Esto puede deberse a la falta de potasio o a las medicinas que estés tomando en ese momento. Ante cualquier duda al respecto, consulta siempre con tu médico.
Siempre es importante que ante un síntoma extraño consultes de inmediato a tu médico y estas razones por las que te despiertas en medio de la noche no son la excepción.
iMUJER

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

CONTENIDOS RELACIONADOS